31.12.12

Nochevieja


30.12.12

Historia


Mi parte favorita de la historia, es cuando van gogh comienza a pintar. Fuera de eso no hay otra cosa a la cual le tenga tanta devoción. Soy partidario de las noches de luna llena, pero es solo una afición, como lo es escribir. Las comparaciones absurdas entre la melancolía y la realidad. Es mi segunda taza de café, solo que este está un poco cargado. Mi horario de sueño está cambiando, no es del todo malo. Puedo dormir mientras no hay nadie y así pensar que no me pierdo de nada. En cambio ellos se pierden de todo cuando duermen y yo sigo aquí. Tengo algunos amigos sonámbulos y frecuentamos deambular.  No le tengo  algún pánico a la noche, pero ya no es lo que solía ser. Al fondo alguien grita “no lo molestes”

Se ha terminado mi taza y eso me rompe el corazón. Debería prepárame otro café y espero que esta vez salga todo bien. Creo que son las vísperas de fin de años y las consecuencias de la noche vieja. He estado algo hiperactivo, pero pasará.

29.12.12

Respecto a la vida


A veces creo que la vida me habla, ya saben como a esos tipos que comen hongos y en medio de su viaje dicen que les habla el hongo; pues algo así va el asunto. Aunque de la vida no espero nada y ella no espera nada de mí, tenemos una relación un tanto dinámica y nos gusta sorprendernos mutuamente. Supongo que mi vida, la estoy viviendo en cursivas. Lo digo porque, como a la mayoría de las situaciones  que están pasando, no las entiendo. Están sucediendo de prisa y todas juntas. A lo lejos podría verse muy bien, pero realmente no entiendo el asunto.

Supongo que una de las ventajas de que todo suceda de prisa es que no tengo que pensarme las cosas con detenimiento, aunque eso podría ser también una desventaja.

En conclusión: la vida es una bastardilla


27.12.12

Punto Nemo


Creo que el amor platónico, es una especie de punto nemo  en la cartografía del alma. Sé que puede sonar algo ridículo a primera instancia, pero me lo he pensado bien unos momentos de regreso a  casa y tiene una lógica tremenda.  Cada situación donde quedan de lado las esperanzas y todo se vuelve imposible.

 La inaccesibilidad que puede surgir mientras te invito a salir, algunas cartas perdidas entre la ciudad y los jugos de naranja. En este lugar que claro tiene que existir, se encuentran todas las palabras que no hemos si quiera cruzado. Unos pensamiento que he perdió en el transcurso del elevador, justo cuando creía tener la idea bien en claro alguien me pregunto la hora. 

Podría ser el lugar más inesperado de encontrar pero también con mucha dificultad, lo ideal sería remplazar el concepto lugar por persona. 

Café cortado cósmico


 La crema está teniendo un  encuentro violento con la cafeína. Las formas son caprichosamente hermosas. Tú no lo sabes, ni siquiera lo sospechas. He pensado en esta taza como si fuese una especie de aleph. Tus palabras están contenidas en ella, junto con las miradas que vamos a intercambiar. Todas las posibles situaciones, después de terminar una sencilla taza. Hay temas que van desde lo ordinario hasta el color de tu labial, pasando por un escala de situaciones que incluso podrían resultar incómodas. Pero claro todo esto aún no lo sé.

Mientras tomamos nuestros lugares esperando nuestra conversación. Tu cabello tiene demasiadas ondulaciones, lo puedo notar, no creo que la cafeína haya hecho efecto aun. Las conversaciones de las personas que nos rodean brotan vitalmente mientras doy un sorbo a mi taza.

Después de tener el universo frente a nosotros querida, no hay nada más que pueda pasar. No espero que tomes mi mano en público, ni que llames simplemente para saludar. Tienes esta vida agitada y aun nos queda mucha ciudad. Nos hemos estado bebiendo a nosotros mismos.



26.12.12

Fin del mundo.


“Cuando dos corazones se encuentran, es el fin del mundo”

El mundo se ha terminado un par de veces en lo que va del mes. La gente tiene la falsa idea de una catástrofe mundial. Creo que han dejado de lado las miradas que se encuentra cuando vas en el subte, los contactos involuntarios entre manos mientras se camina fuera de la estación, y las coincidencias idiotas.
El camión lleno en una hora pico, transitando por toda la maldita ciudad. Entre los brazos atravesados y caras fastidiadas puede suceder. Aunque tengo un amigo al cual le sucedió en el supermercado, la historia es muy sencilla de contar.

El estaba viendo el pan, a la espera de hacer su elección, entonces se le acerca esta chica. Tiene unos movimientos tranquilos y los ojos bien puestos en algún baguette.  Ella le suelta de golpe que debería escoger  determinada pieza, pues hacia un rato que la estaba viendo y que en definitivo es la mejor elección. Mi amigo por su parte se quedo impactado, pues hablaba de la misma pieza de pan que él estaba viendo.
Llevan 10 años de casados.
A veces creo que la gente menos complicada es más feliz, pero no estoy del todo seguro.

25.12.12

Viento.

No estoy seguro, de que todo esto ocurriera realmente. En un estado no consiente –que es como suelo estar- sería lo más normal. Mi bote de basura estaba repleto de negativos. Afuera los chicos corren con el viento que llega de un momento a otro. Es gracioso por que justo acabo de encontrar mis viejos zapatos con los que pase la niñez. Mi abuelo, no suele ser de las personas más agradables para conversar, después de un largo día.

1.414213562

Una navidad así

23.12.12

enajenamiento


Esta noche te voy a escribir. Eso lo sé porque siempre que te escribo, uso las hojas traseras de la moleskine. Siempre al revés, como todo lo que hago en la vida. Creo que podría tolerarte con tu insoportable cabello corto. Esto que te estoy escribiendo no tiene ninguna finalidad. Cualquiera podría tomarlo de manera personal, pero en realidad sabes que eres tú. Odio las noches de domingo con todo el ruido que implican. Si estiro mi mano puedo alcanzar el medallón que no tiene ninguna finalidad.

De un momento a otro quisiera que mi sueño desapareciera unos momentos. Podría ver las cosas que suelo perderme al salir el sol. Desde que todo esto sucede, parece siempre la misma noche. Alguien toma mi botella y se lanza a la búsqueda de una excusa idiota.

Todo parece estar en orden. Mi cartera tiene algunas direcciones que no puedo comprender. 

¿Sabes que llevo una piedra en este momento?

22.12.12

puede que sea el vino


La ciudad sigue teniendo ese pulso extraño ante el final del año. La gente se mueve deprisa y con movimientos erráticos. Quedan vacios para las dudas que suelen surgir un martes por la tarde.  La cotidiana pregunta de saber de ti. Te has vuelto un suceso fortuito de manera esporádica. He tenido un sueño profundo, es por eso que no he podido contestar tu llamada. Estaba en este lugar que no conocía y todos decían mi nombre. Unos chicos jugaban, al fondo alguien leía en un rincón. Estoy seguro que es un libro que solía conocer.
-inserte aquí una serie de eventos que me impidieron concluir- 

21.12.12

El centro en días festivos


El perderme entre la tranquilidad caótica de las calles, es mi rutina predilecta para encontrarte.  Las banquetas dañadas y ocupadas por puesteros me han dado cierta habilidad para escurrirme entre la gente. Sé que la noche me ha robado tu atención de nuevo, así que solo me queda esperar el cambio de luz en el semáforo. Al cruzar no puedo negarme al incesante duelo de miradas. Mi rutina para estos casos es tomar la mayor cantidad de aire posible y caminar aprisa, pues siempre siento como si las personas me robaran poco a poco el aire al caminar cerca de mí.

Algunas otras veces me gusta ver a las personas que van muy metidos en sus asuntos, porque en breve me llevan a su mundo con la mirada perdida que suelen tener. Son lugares alejados de donde nos encontramos, pero cercanos a problemas comunes como pagos y situaciones sentimentales.

Cuando todo el alboroto ha concluido, siempre me gusta entablar una que otra conversación con mi cigarrillo. Suele ser un buen consejero, además de frenarme el ritmo presuroso que suelo llevar. Los escalones son otra historia, me gusta ponerles toda la atención del mundo. Hay gente que sube los escalones a prisa y de mal modo. Bah. Nunca van a disfrutar el hacer las cosas bien. Probablemente son del tipo de gente que no sigue el uso de separar la basura ni de usar carriles de alta velocidad.

A todo esto ¿Qué hago despierto?

17.12.12

16.12.12

Vacío


Me he sentido extraño desde que desperté esta mañana. No creo que puedas comprenderlo, mas bien no hay nada que comprender. Me gusta complicarme la vida. Cuando te digo “oye” es porque considero importante lo que tengo que decirte. Después de darle muchas vueltas a lo que tenía que decir, se lo solté de golpe a mi terapeuta. Ahora que estoy consciente de lo que está sucediendo, creo que hay una especie de vacío en todo ese lado “místico” de la vida.

Aunque querida, tú siempre serás un misterio para mí.

15.12.12

Hey boy hey girl


Sé que estas ahí.
No importa.
Puedo vivir con eso.

10:21


Son las 10:21 de un viernes de lo más común. 
No hay persona alguna en varios metros a la redonda. 
Tengo algo de sueño – raro en mí-  aunque creo que eso no les interesa. 
Una libreta en mi mochila, la cual no puedo utilizar y este bolígrafo que poco da a cooperar.
Ha llegado alguien, pero nadie realmente que quiera destacar.

En momentos “muertos” como este, me gusta tomar en cuenta mis posibilidades, aunque realmente no cuento con ninguna.

Afuera hay una lluvia de hojas, silencios y frio.
Tengo hambre.

Cuestión


Me gusta cuestionarme, que acontecimientos me llevaron a que me sucedieras tú. No lo digo como un evento fortuito, ni negativo. Todo aquel que te conoce, sabe que simplemente eres  y ya. Sin mayor nomenclatura.
Eres, con tu cabello, pómulos y labios.
Con tu diadema, anillos y voz.
Algunos gestos, excusas y mentiras.
Pero a fin de cuentas tu.

Creo que soy un anacronismo obsesivo, pero que le voy a hacer. Cuando digo “de buena fe”  lo digo sin esperar nada, simplemente con el valor que implica no esperar nada.

Hielos


Hay un tipo sentado en la silla de al lado, tiene cara de aburrimiento y silencios incómodos. No le culpo ha estado con mirada en el cielo un par de horas. En algún punto de la ciudad te encuentras en medio de una reunión. El reloj ha estado marcando las 8:02 y la noche no parece tener sentido. Sé que es más temprano pero me gusta fingir que no lo sé. Encima de la mesa hay varios tipos de piedras que no puedo distinguir. He tenido un sueño perturbarte, salí de la ciudad de imprevisto y casi pierdo el vuelo. 

10.12.12

hipersomnia


Estoy listo para la crisis, aunque realmente en esos asuntos nunca se está listo.  Quiero verme envuelto en cada uno de los aspectos incómodos que están por suceder. Tener una confusión de identidad y desilusión por el trabajo. Saber que de alguna manera, a todo el mundo le va un poquito mejor. “Nadie (especialmente hombres veinteañeros) quiere admitir sentirse como un perdedor” - bueno en esto no encajo del todo. Siempre me viene la pregunta al ruedo, ¿Seré demasiado joven para mi nivel de estupidez? Creo que es uno de los temores que me dan sueño, no quiero decir que me quitan la ansiedad que me pueda acontecer, pero en un estado de “No Futuro” solo se puede dormir.



 "Soy demasiado joven e insignificante como para comprarme un convertible y huir con mi secretaria" 

9.12.12

"fuck this shit"


He vivido engañado, todo lo que se supone que debo creer honesto no es cierto. He sido la burla de los chantajes que suceden a diario. Las complicaciones que surgen de un momento a momento a otro. Los respetos se quedan a lo largo de lo que llamamos situaciones y llaman de nuevo. No preferiría que se diera en estas situaciones, tu de noche en alguna calle que no conocemos. La gente alrededor  diciendo tu nombre, ni queriéndote. Tal vez después de todo, si sea el retraído que sigue en casa esperando el atardecer. El que vive de noche escondido de la sociedad.  La sociedad nocturna, tiene un método que me parece agradable. Mi vida no ha cambiado en lo absoluto, y aun así me afecta directamente. No creo que este comienzo sea lo más adecuado.

7.12.12

Ucronía


Creo que la Escuela es una ucronía, para todas las personas. O al menos debería serlo. Los arboles de decisiones que se desentrañan con el simple hecho de una elección que no está en tus manos. Como se alteran los resultados de nuestra “vida” en base a un evento clave. Por ejemplo tú. Justo ahora dejas de tener tus características Humanas y vivientes, para convertirte en una ucronía. Podría ser un sábado por la mañana, con algo de desvelado, hojarascas y familiares. Tú eres el suceso clave de todo lo que viene o de lo que puede no suceder.   

Cuando me suceden cosas como estas, me gusta dividir la vida en dos:

                    Ficción                    
Que son todas las cosas que pasan un martes cualquiera mientras regreso a casa. Breves momentos donde coincidimos en algún pasillo olvidado de la escuela. La lluvia que llega sin remordimiento. La lámpara de seguridad en el parque detrás de mi casa. La música incidental mientras esperamos la siguiente función del cine. Las labores domesticas y tareas diversas mientras me preparo antes de salir. Los regresos después de una fiesta, con el alcohol aun en el cuerpo y la visión algo nublada. El volumen de la televisión, exagerado por la resaca.

                    No ficción                    
Tus manos rondando por la ciudad, guardadas en algún bolsillo.  Tu lectura nocturna. Unos bocadillos entre párrafos. Las conversaciones antes de dormir. Algunos versos espontáneos que piensas al ver a través de la ventana. Las cartas incesantes. Las madrugadas en vela y los sonidos nocturnos. El café a las 12:15, justo antes de comenzar una película. Las tardes en casa, mientras todos salen. Los bailes en la fila del supermercado. El adiós a los transeúntes mientras vienes en el autobús. Las llamadas inesperadas. Las situaciones incomodas en espacios conocidos. Los dos chicos del colegio que solían decir cosas sin sentido, ahora son mis compañeros en la oficina. El antiguo pretendiente que solía escribirte poemas sin que lo supieras. Las fotografías que te dedico, los textos breves y las noches en vela.

6.12.12

Consuelo


¿Qué clase de persona te apetece ser esta noche? Las luces y la música van formándote un aura que no puedo esperar. De pronto estamos en medio de una boda de alguien a quien nunca conocí realmente. Hay pasteles, y la gente esta bordando en ellos. Por favor no dejes que olvide mi delantal. Estamos bebiendo café, mientras la novia histérica busca su novela. Faltan Dos horas para su boda y no está completa sin él. En algún lugar, mis amigos siguen con sus juegos de adolescencia.

He tenido unos momentos de inercia. No hay cambio, un imbécil  no puede cambiar su naturaleza. Así como preparo mi alarma por las noches, justo antes de ir a dormir, tengo la seguridad de que la ignorare. No hay un punto cierto, respecto a esto.  Me gusta pensar que es mi elección. Ya tengo la edad suficiente para saber hacer mis elecciones, por equivocadas que estén.

Entre estas líneas, me viene a la mente ese monumento abandonado en una plaza. De carácter religioso y con enamorados a su alrededor. Era tan hermoso que tenía una tienda de autoservicio a su lado. Unas pintas y algunos vagabundos que le daban un toque de realidad a esa ficción que venía viviendo.

Lo único que tengo en claro en este momento es que conozco una buena librería, en donde podemos conseguir el libro por doscientos cuarenta pesos.

4.12.12

I took a turn to myself


.

2.12.12

Veneno.


Querida, las personas pueden ser nocivas para la salud. Nunca es suficiente para ti. Mis dosis siempre suelen terminar mal. Creo que es un cliché viejo de alguna película reciente. Algunas canciones que nunca están de más. El cielo despejado en invierno. Y en tu mirada la siguiente cita:

   “Alle Dinge sind ein Gift und nichts ist ohne Gift. Allein die Dosis macht, daß ein Ding kein Gift ist”   
Suelo tener algunos momentos de lucidez, nada fuera de lo común. De haberse tratado de mi, ¿qué estaría haciendo yo un martes 6? Probablemente me encontraba de un humor ligero. Con algo de hambre, suelo tener clase hasta tarde.






Pero no se trata de mi.

Escenarios.


Cuando me desperté por la mañana, tenía la intención firme de escribir esta entrada. Conforme fue pasando el día la idea fue menguando. Ahora solo me queda claro que podrías llamarme de repente a la mitad de la noche. Podría tratarse de cualesquiera de los siguientes escenarios:
A)     Una araña gigante
B)     Una fuga de gas
C)     Una falla en el sistema de drenaje
D)     Una fuga gigante de arañas en el sistema de drenaje
Lo importante es saber que voy a  estar como media ciudad de distancia.

30.11.12

Ausencias

La luna, las nubes y sonidos de los carros. Me gustas decir las nubes, aunque no pueda distinguir bien donde empieza una y termina otra. Lo mismo me pasa con la idea que tengo de ti. El reloj marca una hora capicúa, debo estar de suerte. Me pregunto cómo sería vivir de pronto en otra ciudad, en espacios que no conoces, lugares que están como aguardando tu llegada para llenarse de recuerdos. Mi identidad Secreta se encuentra a salvo, esparcida por la red. Tan solo teclo unas palabras al azar y soy una persona distinta, y el proceso está completo. Es como si de pronto hubiese cambiado de piel. Dan las 11:42 y la ruptura espacial me obliga a deslizarme por la habitación. Quisiera que el silencio de la noche me alcanzara, y dejar de interrumpir la quietud nocturna. Es el momento inadecuado en un lugar donde definitivamente no quisiera estar.


There's something that's invisible,
There's some things you can't hide,
Try detect you when I'm sleeping,
In a wave you say goodbye...

29.11.12

Jueves aburridos.


Suelo tener los jueves más aburridos de la ciudad, y no es que me encuentre exagerando lo que sucede. Alguien llamo temprano a mi ventana, creo que era sol. Por situaciones diversas he decidido no dormir y bueno la cabeza me ha dado vueltas. Que a nadie se le ocurra subir el volumen de la televisión porque podría desquiciarme. Tengo 50 sobres que ya no podre utilizar. El otro día conocí a un tipo que tenía unas ganas inmensas de golpearme, pero no me lo tome personal. Escuche de algunos chicos que se preparan para la navidad con algo de alcohol, no digo que eso sea malo, solo que nada me agrada en este momento.

               –excepto tu voz, claro está-              

En momentos muertos como estos, recuerdo cuando cambiaba de lugar los libros en la biblioteca. En otras ocasiones agregaba collages en páginas al azar. No soy del tipo estudioso, pero suelo gastarme la mayor parte del tiempo entre libros. Aunque por otro lado tengo la peor memoria del mundo. 

Ya ni me acuerdo.

27.11.12

hola por primera vez


Hay tanto polvo en mi cuarto, que he perdió las ganas de limpiar. En la ventana una imagen me recuerda las tardes de infancia. Sobre la mesa tengo unos sobres que ya no puedo utilizar, unas direcciones  y unas piedras ajenas a este lugar. La noche comienza en este preciso instante. Tengo cafeína recorriendo cada espacio de mi cuerpo. En algún lugar alguien está hablando de la ecología, mientras yo aquí  tengo una pelea a muerte con un ensayo. Oh la posmodernidad que voy a hacer con ella. Creo que a la posmodernidad no hay que entenderla, hay que vivirla. Se ha vuelto una fiesta eterna, que parece no tener un comienzo definido. Ha pasado una hora desde que sonó la alarma que me indica la hora de dormir. No puedo concluir algo que si quiera he comenzado. 

26.11.12

373


Otra vez es de noche, otra vez es la misma ciudad. Tengo las ganas de escribirte mucho, pero no tengo algún tema en particular. Por la mañana no recordare ninguna frase en especial, a menos que haya salido de tu boca. Mi guitarra descansa sobre almohadas, mientras la noche se va alargando. Un tipo ha pasado por mi ventana. Eres como una noche sin luna. Después de todo no tendría a donde regresar. En mi closet sigue colgado ese suéter verde con detalles navideños. Mis padres duermen una habitación trasera, mientras te tecleo en forma aleatoria. Si pongo algo de atención el suelo se ha puesto algo frio. Ha desaparecido la silla en mi ventana, que tiene como finalidad ver en tu dirección. Supongo que después de todo no tendré una noche tranquila. Me gusta el caos. Me gusta tu caos. Lo que provocas. El orden en tu sentido. El silencio. La comodidad. Las situaciones incomodas. Los sábados por la tarde que suelen causarme ansiedad. La no dirección, después de tener un sentido fijo. 

24.11.12

Este soy yo no teniendo futuro























Este soy yo no teniendo futuro. Aunque también podría ser yo un jueves cualquiera, sin rasurarme y con unas ojeras muy grandes. Podría tener el cuerpo en este lugar, pero mi mente se ha ido a viajar. La sangre en el cuerpo no sabe donde terminar. Podría decir que estaba pensando en ti, pero sería francamente mentir. No tenía nada en específico en la cabeza al moverse el obturador. Alrededor el espacio  parecía más extenso de lo que es. La luz suele tener un sentido del humor que no puedo comprender. 

He terminado el libro de las memorias colectivas que solías tener los jueves por la noche. Me he encontrado retratado dentro del último capítulo. Podría ser un yo teniendo un día con algo de lluvia y algunos tipos que apenas conocí. Seria yo en cualesquiera situaciones con solo 15 hojas en mi moleskine. He tenido esa sensación de nuevo, de despertar en lugar extraño y no saber quién soy, no saber quienes me rodean ni como regresare. Si pongo algo de atención, se filtra la luz del semáforo contiguo al edificio. Creo que me agradan las coincidencias que nos han sucedido, dejando de lado lo impresionable que suelo ser. Es lo único que mencionare sobre ti.

23.11.12

Te escribí esta nota un viernes por la noche.


Alguien menciono tu nombre esta mañana, no tengo idea del contexto en el que lo hizo. Dentro del plantel todos corríamos por llegar. De pronto tuve necesidad de cantarte algo breve, como se que no estabas presente me lo guarde para una ocasión especial. Un tipo se ha encajado unas tijeras mientras conducía a prisa por la ciudad. El encargado de la tienda tenía una velocidad impresionantemente lenta.

En el camión un tipo me cedió el lugar, no puede evitar pensar que lo motivo a hacerlo.

Mi cuarto esta cada vez mas vacio. En momento como estos sale a relucir tu presencia sobre mis paredes. Sabes de lo que hablo. Un día en clase alguien me dijo que solía hacer parkour, de momento recordé algunos intentos breves. No soy bueno en eso.

No puedo pasar la noche de un viernes teniendo ideas vagas sobre ti. La noche entera no basta. Hay corazones rotos, silencios y risas. Alcohol y chocolates.

No he podido concentrarme en el monitor.

22.11.12

Miércoles por la mañana


Me he pasado la noche en vela hablando sobre lo que me preocupa. He dormitado unos minutos y el despertador no sonó. Salí corriendo de prisa y la lluvia me alcanzo. He estado algo desaliñado mientras el metro estaba lleno. Me he vuelto adicto a los burritos. He tenido unos 37 minutos para pensármelo bien. He estado sintiendo el clima por mas irrelevante que parezca. He visto a mis compañeros comenzar los buenos tiempos. Oye pero que pasa aquí. ¿Realmente eres tú? Merodeando por la ciudad he caído en cuenta de que no se a donde ir. Creo que me siento algo mejor, pero la tos empeoro.

De pronto estaba sin rumbo y un tipo se me quedo viendo unos momentos. Mi mochila no tenia espacio para una discusión. La bufanda parecía abrigarme bien. Tenía tu piedra en mi bolsillo, por si de pronto te apetecía aparecerte.

Desperté de golpe y comencé a cantarte una melodía en voz suave, algo como “wrong girl” mientras me preparaba para tener una pelea con la ciudad.

20.11.12

Tengo tos


A lo lejos escucho tu voz, la distorsión digital se ha vuelto una complicación. En algún punto de la ciudad esta nuestro futuro aguardando nuestras posiciones. Tu cuerpo se mueve de manera errante y es así como nos comunicamos. Estas imperfecciones son los que nos hace distintos. Tengo palabras perdidas en mi habitación, escritas en mi pared. De un momento a otro tendré que dirigirte unas palabras aun y cuando no estés presente. Tendrá sentido todo esto que estoy diciendo justo ahora. Piensa en las palabras que no puedes escuchar. En algún punto de la conversación, ambos debimos estar dormidos.  Todo se está volviendo como un mar, que no puedo controlar. Me ha quedado claro que no quiero estar en esta ciudad, no mientras estés en una ciudad distinta. Tengo que elegir con cuidado las palabras que te quiero decir. Por ejemplo he usado una palabra en clave Morse, mientras hablábamos de comida. Te ha pasado de largo y eso está bien.

No entiendo porque la ciudad se ha tornado en un gris con un poco de iluminación. No lo entiendo peor me gusta. Las familias suelen llenar los parques y las plazas. Hay niños con ropa de colores vibrantes, algunos tienen gorros con uno que otro mechón.

15.11.12

Esto es una entrada inconclusa, como tu recuerdo.


Eres el minuto 03:06 de una canción de interpol atrapada en mi habitación. Un invierno con ligeros toques de lluvia. Una tos persistente hasta el cansancio. También eres el humo del cigarrillo que escapa en cada bocanada. Los ojos vidriosos por el frío. Los crujidos que se escuchan después de las 2 de la mañana. Las campanas de la iglesia que aun no he encontrado. La patrulla que dobla en la esquina más cercana. Los tipos con cara de enojo en la parada del camión. Algunos semáforos en rojo. El espacio vacío junto a la ventanilla. El té que se enfría junto mi cama. El libro que jamás terminare de entender.

14.11.12

Vaivén

Todo este vaivén de situaciones nos va llevando lentamente a la deriva. No es una deriva con malicia, sino con las mejores intenciones. Aunque todo eso no lo vamos a saber ahora, sino tiempo después. No vamos a saber por ejemplo el miedo que acecha a nuestro alrededor. Tampoco tendremos el contexto adecuado para las conversaciones. Nada de esto está sucediendo ni sucederá, hasta que uno caiga en cuenta de la existencia del otro.

13.11.12

Silencio.



Te traje el mar, su origen y su fin.














El amanecer y el anochecer, en orden inverso.













El tiempo perdido, que se encuentra como en el aire.













El paisaje, que invade tu imagen.














Algunas ficciones y realidades en espacios concurridos.















Pero sobre todo, te traje en la mente todo el tiempo.


12.11.12

FUCK

Ya sé lo que tengo, no tengo que darle tantas vueltas al asunto. Tengo un montón de tiempo libre entre suspiro y suspiro. Unos recorridos interminables antes de llegar tu presencia. Algo de vergüenza porque siempre soy un pendejo. Tengo la atención de las personas equivocadas. Algo de enojo, porque nunca termino de comprender lo que sucede.

A veces simplemente me gustaría que alguien se tomara el tiempo de explicarme lo que sucede. Quisiera no ser un hoyo negro que se lleva el tiempo de las personas que me rodean.

Esa tarde decidí no bajarme donde siempre y continuar mi recorrido. El panorama completo se cambiaba frente a mí. Estaba esa chica de nombre molesto que siempre ignora cuando le digo buenos días. Estuve sentado alrededor de 10 minutos antes de toparme con alguien que no sé quién era.

Después de todo lo que está sucediendo creo que soy una mala persona, es decir después de todo es la naturaleza de los humanos. Ser unos hijos de puta es lo que nos mantiene tan creídos y felices.

Mientras el agua siga saliendo caliente por las mañanas, tendré mi conciencia tranquila.

1.11.12

El eje central

El punto central de todo es que me están sucediendo cosas y no sé cómo tratar con ellas, voy a tomarme un tiempo (estrictamente para pensarlo y saber que es) y les dejo la respuesta en cuanto termine esto, que creo es cuando tendré en claro que sucede.

31.10.12

Me gustaría narrar lo que me acontece, si no les molesta.


Capitulo donde el sujeto en cuestión no sabe qué hacer.

Tengo en mente un gesto que proviene de ti y de cierta manera me gustaría que se tratara de mí. Me gustaría saber donde desembocas las pecas que te acompañan a cada momento mientras recorres la ciudad. De un momento a otro tus labios formaran palabras que me gustaría escuchar. Creo que tu mejilla tiene unos secretos que me gustaría ver de cerca. Tus ojos tienen recuerdos que me gustaría escrutar. Hay cientos de gestos que no conozco. Tus pasos entre una ciudad industrial mientras predicas el amor. Hay cientos de tipos en esta metrópoli que morirían por conocer tu nombre. No sé a dónde nos dirigimos, pero tengo en claro que no hay sol.

no dije esto.


En momentos como estos quisiera gastarme la vida contigo hablando de frivolidades como el clima de new york. De un momento a otro alguien trataría de interrumpir nuestra conversación. No tenemos en claro el eje de la plática. Incluso podría no tener sentido mi llamada. Pasan situaciones en donde no tengo idea de cuál será la reacción adecuada y simplemente decido llamarte. En ese momento en particular me gusta escuchar tu voz. No creo que exista algo más en este momento que me importa como lo hace tu voz. De un momento a otro vas a descubrir que tengo dos pies izquierdos. Que me gusta más el invierno que cualquier otra estación, aunque el otoño suele atraparme con su melancolía.

ME agrada la idea de que seas tú y no otra persona. Suelen gustarme las noches en vela y los días cargados de emoción. Los recorridos largos por la ciudad. De un momento a otro tengo la idea de perderme por la ciudad y encontrarte de golpe.

De pronto siento  la inminente necesidad de hacer alguna analogía con tu cabello.  Creo que más bien me gusta la idea que tienes alrededor donde todo me es desconocido.

Tarde de gatos.


Voy tratar de ser sincero a estas alturas de mi vida. Es un miércoles y son como las 10:30 de la noche. En algún lugar de la ciudad de se quedo mi pensamiento estancado al tuyo. Eso me ha robado el sueño varios días y no es algo que me tranquilice. Así que dices que es miércoles de un final de mes. Afuera la gente recorre las calles llenas de color. Dentro el cuarto sigue con el mismo desorden, aun no encuentro el punto donde me empezó a interesar tanto la vida de otra persona.

Sé que hay un silencio entre todo esto que viene sucediendo. Mientras caminas de regreso a casa te toma por sorpresa. A mí me ha pasado que justo cuando estoy por dormir la idea me llega de golpe, y no es algo que esté pensando en todo el día sino que me toma por sorpresa.

el martes y sus historias.


Y de pronto el sueño regresó.

28.10.12

To serve and protect....your pets!


Me pregunto si has tenido la necesidad de verme alguno de estos días. Probablemente suena muy tonto, pero ya sabes cómo soy. El mar de gente suele ser un caos. Sabes, alguien metió la mano en mi bolsillo, quiero pensar que tenía buenas intenciones. El nulo silencio y el insomnio recurrente me hacían parecer un desaliñado. Creo que lo olvide, el eje central de todo esto que está sucediendo.

Respecto a lo que ha sucedido, solo quiero decir a mi defensa que es imposible concentrarse cuando estás cerca.

24.10.12

Luego encuentro notas en mi bolsillo


Júrame la mentira, el tiempo y las promesas. Cruza los dedos y deséame suerte. Enciende la  luz de tu cuarto y abre tu ventana. Dedícame unas palabras antes de dormir. Llévate poco a poco este vacío que ha crecido últimamente. Devuélveme las noches de sueño. A cambio te regreso las noches de luna llena. Los rastros de sonido que hay en la ciudad. Los edificios y las sombras que proyectan. Tu mano durante los trayectos cortos. La infinidad de copias.

Voy a escribirte toda la noche, porque me estoy muriendo de la ansiedad. Sé que no se trata de un asunto serio, pero me mantiene fuera de sentido todo el tiempo. La casa se encuentra a oscuras y los silencios inundan el lugar. Hay días que quiero saber específicamente todo de ti. Hay otros en los que estoy bien coexistiendo. Sin embargo tengo momentos de arranque donde quisiera que todo terminara de pronto.
Estoy esperando recuperar el aliento. 
De un momento a otro sucederá.

23.10.12

Hilos Rojos.


Podría ser que estamos enmarañados en hilos rojos y no hemos caído en cuenta aun de todo lo que sucede entre nosotros. Así como las mañanas frescas no saben de la existencia de los mediodías calurosos. Quiero que tu voz que acompañe durante las tardes de lectura. Quedarme impregnado en el reflejo que dan tus ojos y tal vez así pueda tener algo de reminiscencia.

Hay momento en el día en los que llegó a creer que soy daltónico y no puedo distinguir el hilo rojo que me lleva a ti. En otros momento tengo la estúpida fantasía de que simplemente estas esperándome en la salida del edificio.  A veces simplemente quiero encender un cigarrillo y compartirlo contigo, mientras me cuentas cualquier detalle sobre el día que estamos viviendo. Quiero que compartas algo de la frivolidad que te seduce. Estoy cansado de los ”para siempre”.

Lentamente al despertar voy cayendo en cuenta del hilo, que está cada vez más tenso y no puedo evitar ponerme algo emocionado.

Voy a quedarme en vela esta noche, tratando de ver si decides llegar. Podría incluso dejar la ciudad, pero prefiero no dormir.

Podemos dormir ahora.

22.10.12

Es como no hablar de nuevo.




Creo en el amor a primera vista, aunque este hecho nunca es claro del todo.
Creo en su rubor cuando hace calor, su perfume y su cara al hablar de asuntos serios.
Creo en el otoño, en las hojas que caen y la gente que sale a caminar por las noches.
Creo en el tráfico matutino, el café y las platicas sin sentido.
Creo en la percepción distorsionada, el orinar en espacios públicos y las peleas en estacionamientos.
Creo en la volatilidad del tiempo, las decisiones definitivas – de esto no estoy del todo seguro- y las sombras.
En lo que no creo, es en mi memoria ni en los sucesos relacionados con ella.

Esta noche voy a ser tu anfitrión


No tengo una idea clara del primer momento en que te vi. La habitación estaba llena de gente extraña. Yo simplemente era un chico con ideas sin sentido sobre la vida. Había gatos, supongo que se trataba de ti. No es algo en específico que pueda decir. Podría ser la manera particular en la que termina tu cabello. Los gestos que sueles hacer, la cara desconcertada y  los lunares infinitos. Hay palabras que sabemos que no nos hemos mencionado. También este tipo que siempre me habla de ti. La cara parece iluminársele  a cada momento. Siento ser una especie de idiota. Las palabras salen cruzadas, la mirada se me desvía  y es mejor dejar la procesión natural de la noche.

Alguien me ha preguntado que pienso de ti. No tengo idea de quién es, así que le he dicho la verdad. A veces es más fácil confesarse con personas que no conoces.

Nos vamos amorir.  -así junto porque creo que será de amor.- un día de estos mientras tengas los pendientes de tu trabajo yo esté fuera de la ciudad. La distancia será el detonador de algunos viejos rencores, después de todo no tolero tu auto.

20.10.12

Respecto a llorar


Afuera en la ciudad, llueve invariablemente. Dentro el silencio es la constante mas incomoda que tenemos. La raptura del viento sobre tu cabello acompañado del los ruidos ambientales dan la pauta para las estupideces nocturnas. Tu cuerpo da destellos de belleza que siquiera puedo imaginar. Mi habla está un poco trabada y no tengo idea de que articular. Alguien debió haber intervenido tiempo atrás. El volver no es alternativa, no cuando han desapareció los caminos que nos trajeron hasta donde estamos.

Probablemente y no quiero sonar meramente estadístico, solo tenía que perderme de un momento a otro. Esta situación de extravió me llevará de manera directa con la mirada perdida que dejaste hace unos semáforos. No hay nada que podamos hacer para detener esto que está sucediendo en los espacios que se van consumiendo.

De felicidad.

16.10.12

Deuce


Nunca me he considerado una persona de deporte, así como hay personas que no se consideran de gatos o perros. Probablemente es que ese asunto me tiene sin mero cuidado y para no sonar tan lerdo me gusta decir que no soy de deportes. Me gusta el tenis, pero no lo considero un deporte dentro de mi vida. Suelo estar con mis pensamientos, lo cual creo es una terapia que deberían tener todos, les guste el tenis o no.

La ciudad se ha puesto a modo, con este clima  que me hace pasearme por las aceras. Me ha bajado el ritmo de los pasos y las maneras en las que la vista me va dictando los paisajes. De cierto modo creo que no me sentiría igual de cómodo en otra ciudad. Después de todo lo que ha venido sucediendo, me siento con la seguridad de decir que esta ciudad es mía. No creo que sea de los empresarios, me atrevo a decir que repudio la idea enérgicamente. No es del narcotráfico porque ellos no saben apreciarla. No tengo muy en claro su visión sobre lo que está sucediendo, pero si pudieran tener unos momentos de claridad con lo que tiene en frente, no estarían explotándola como lo hacen.

Una ciudad bondadosa, para un montón de gente abusiva. Incluso las personas amables son recias en su ser. Como en todo hay excepciones, como la pizza de los viernes, el corporativo en el piso 9, la tienda de la esquina donde la agencia y el metro.

A veces me siento como un foráneo en los territorios naturales de mi condición como estudiante. Debe ser extraño sentirte como un foráneo en tu propia ciudad. Como descubrirle otro aspecto a la ciudad que tanto vives y sueñas. La idea cercana que tengo es la vivir en un sótano por alguna calle poco transitada del centro.

Luego me atrapa la idea de soñar con gente desconocida. No desconocida del todo, sino una conjunción de rasgos extraños tomados aleatoriamente de todas las personas que veo en el día. Así pues, tomaría los labios de la dependienta de la papelería, las mejillas de la chica que estaba leyendo en el metro, tu cabello corto y dependiendo el día de la semana, cambiara el si llevan bata o no.

Tengo la inquietud de saber si la ciudad está en común acuerdo conmigo. Si sabe que la recorro como con una forma humana. Sintiendo su carácter en constante cambio. Sabes, ella y yo nunca nos vamos a terminar de entender. No necesito entenderla, o al menos quiero pensar eso. Me basta con saber que nos movemos a la par, sin saber lo que piensa uno del otro, los silencios en las plazas públicas, los recuerdos atorados que se soslayan entre las rejillas de lugares públicos y el aroma que con el invierno suele durar un poco mas

14.10.12

Pardon


Deja de usar ese breve acento.
Deja de observar.
Deja un momento de lado todo lo que nos ha sucedió.
Por un momento piénsatelo bien.
Por un momento voltea en mi dirección.
Porqué te necesito.
Sé que es algo egoísta,
Es tarde.

13.10.12

Siquiera.


El mundo se termino ayer y nadie se dio cuenta.
Eres un misterio que se mueve entre la ciudad. La noche se mantiene a base de mentiras. He tenido un breve impulso esta tarde, mientras caminábamos de regreso a casa. Mi mano debería estar más lejos de ella. De las preguntas concretas que me ha tocado responder, eres la más difícil de entender. De momento se encuentra en una etapa explosiva de su carácter. El sol ha vuelto a brillar, el aire se siente más puro en la cara y si pones atención puede que notes un destello en su hablar. Es del tipo de personas que dejan pasar el tiempo.

La noche entera no alcanza para contenernos. La luna suele ser una buena analogía, aunque en estas ocasiones me gusta pensar en el sol. Creo que se ha averiado mi máquina de escribir. Ya no podre teclearte cosas lindas nunca más.

Recostémonos en medio de la nada, la hierba esta crecida así que la gente siquiera nos va a notar. Trata de mantener alerta pues cualquier cosa podría pasar. Los autos con sus prisas rutinarias para estar en casa a la hora de cenar. Una caminata nocturna es lo que va a pasar.

Me ausente por unos momentos mientras veía  a unos tipos pasar. Mientras le narraba el guion literario del breve momento en el que estábamos atrapados. “aquí es donde mi mano rodea tu cintura y te acerca brevemente a  mi”

De un momento a otro la noche ha pasado de largo y todo parece no tener final. Si alguna vez nos vemos de nuevo, por favor detente a saludar. No estoy seguro si voy a responderte o pasar de largo, pero es bueno tener en mente la idea de por lo menos intentar.


12.10.12

estás como ausente

8.10.12

Contigo todo va al caso.


Hay silencios por las mañanas, que se adentran a través de las cortinas y se posan suavemente sobre el sillón. Las cosquillas se escapan lentamente alrededor del espacio que solías habitar. La libertad inesperada es una de las situaciones que borra el registro de lo que acontece. El vacio de la habitación se magnifica con los reflejos que deja la luz. No importa el día de la semana, no mientras tenga que levantarme de esta cama improvisada. Contigo todo va al caso. Las historias que narrabas, siguen su curso y dentro de algunos años me pondré al corriente con ellas.  Hay otras historias que tiene su fin marcado desde el comienzo. Tiene un punto máximo, que por lo general suele ser a la mitad de la habitación. Las historias que me mantiene despierto en esta vida de sueño, son las historias que no tienen un comienzo definido, como el sueño mismo.

5.10.12

Nota Numero, la Verdad no Recuerdo el numero.


Hola. Solo Quiero Avisarles, que ya envié sus cartas/postales. deberían estarles llegando en un par de días. solo por si les quitaba el sueño, a mi me pasa tan seguido que por eso he venido a hacer esta nota.

Si quieren participar o cartearse conmigo, pueden darle click al Link de abajo y serán redirigidos a la página, para que capturen los datos necesarios. :)

4.10.12

Tótem


Te imagino como neutral entre la felicidad y la tristeza.  Con tu mirada delicada frente a la ventana. La luna interfiere en la calma de la oscuridad. Tus pensamientos nunca te han mantenido tan distraída. Tu voz esta algo débil. Tus movimientos están midiendo el terreno. Tienes la certeza de regresar, pero este no es tu viaje. Pasas las tardes imaginando escenarios, mientras tu trabajo continúa. Tu reflejo te encuentra por las noches y cambian lugares. Las mañanas se van lento, entre los pendientes que pueden sorprenderte. Tu mayor preocupación es saber que sujetador utilizarás.

En esta parte del Sueño todo se vuelve difuso, es cuando me estoy debatiendo entre el despertar y el continuar en el mundo onírico.  Trato de no pensar y contrario a lo que se cree es algo complicado. Ha aparecido de repente tu vocalista favorito, tiene una bufanda. Habla mal el español pero es más entendible que el de la mayoría. Habla despacio, como pensando bien lo que dice. He pasado el sueño entero tratando de recordar tu número. Así pues espero que la próxima vez que duermas recibas una llamada, una llamada de tu amor platónico por excelencia. No sé cómo funciona el mundo de los sueños, pero creo que recibirás una llamada –en sueños claro- que te mantendrá contenta el resto del año.



Mientras el tiempo me devora lentamente. He bebido demasiado café esta noche. Se mueve muy rápido. Las calles están tranquilas. No me gusta esta falsa calma, quiero algo de caos, algo que me mantenga ocupado. Levanto el teléfono y busco tu número. Afortunadamente le he puesto un nombre que no recuerdo.  He pasado la tarde entera tratando de llenar un formulario. Ojala mi vida fuera tan divertida como tus tardes de verano. Tengo un Mix que me gusta escuchar cundo estoy deprimido, lo cual se está volviendo una rutina monótona. Vi a un montón de personas que no saben lo que buscan, sentadas en el pasto. Tal vez tengamos los mismos ideales, pero es seguro que sus métodos son poco eficaces. Conozco mejores maneras de divertirme. Un par de noches van a terminar con mis ganas de aventura. Esta noche tengo algo de bilis que me mantiene ocupado. Podría decir que esta noche estoy algo alterado de mi realidad. 

3.10.12

¿Dónde estaríamos sin el pensamiento racional?


Últimamente he tenido una preocupación recurrente. Una preocupación que me llena de insomnio. No puedo evitar preguntarme que pasará con los lugares que suelo ver de regreso a casa. En ellos he vivido grandes momento, momentos que quedan en la memoria del lugar. Es un lenguaje nocturno que quisiera conservar.

Mientras la urbanización va siguiendo su curso desmesurado, estos lugares parecen estáticos esperando a quienes los puedan encontrar. En momento quisiera matar mi insomnio recorriéndolos y viéndolos hasta que la mañana se haga presente.

No puedo evitar sentir algo de melancolía por estos vacios
El punto central de todo, es que la ciudad está llena de gente, que quizá sea una completa pérdida de tiempo, pero después te topas con sonrisas como esas y dices diablos donde ha estado mi atención últimamente.

Bueno, eso no me sucederá hasta dentro de dos semanas. Estaré muy distraído para notarlo así que seguiré pensando que la ciudad esta colmada de gente sin sentido. En un descuido dejare caer un libro del cual no había renovado la vigencia en la biblioteca. En esa misma calle donde extraviare el libro, será la calle donde alguna vez me escondí de la lluvia bajo un árbol un sábado cualquiera. Cosa que no asimilare hasta mucho tiempo después.

2.10.12

¿Ha dicho Van goch?


Se siente un vacio creciente, como la luna de octubre. El fresco por las mañanas y las lluvias repentinas me están volviendo un ser melancólico. Así que he decidió andar por lugares de la ciudad que no suelo frecuentar. 

En sus mundos las relacionas humanas son extrañas y bizarras y aun así suena más factible que cualquier relación que pudiera llegara  a tener. Ellas lucen distraídas y poco a poco se van mezclando con la vida habitual de él. Llega un momento en el que es difícil distinguir quien ha mutado en el otro. Luego viene una ruptura que deja de lado cualquier espacio blanco que pueda surgir. En algún punto cualquiera de los dos piensa como ha llegado a esa situación.

Mi entrenador me ha recomendado que deje de visitar a mi terapeuta, en cambio mi terapeuta he dicho que deje de salir. Que en estos casos no hay nada que hacer y la cama es una zona segura para soñar sin limitantes mientras se espera lo inevitable. He tenido algunos episodios de ansiedad mientras buscaba las aspirinas.




29.9.12

Casualidad

NO

--------------------------------------------------
Estoy esperando que la casualidad y la sorpresa me tomen desprevenido.
Que me llegue de pronto mientras cruzo alguna avenida transitada.
Que al bajar del camión alguien jale mi suéter.
Que la gente clame en pos de la libertad, así como claman por sus telenovelas y partidos de soccer.
Que tu barniz de uñas color rosa se caiga lentamente.
Podríamos tener algún tropiezo en el metro de la ciudad.
Después de todo lo que ha sucedió, no sería lo mejor.
Tengo claro que de nuevo vivimos en la misma ciudad.
La distancia nunca ha sido una limitante.
Se desbordan los recuerdos debajo de mi cama.
Parece que está lloviendo y me perdí de nuevo en la ciudad.
--------------------------------------------------

28.9.12

Really

Tu silencio siempre es incomodo. Me hace pensar lo peor de la situación. Es un silencio tajante antes de ver tu reacción. Luego reaccionas con una sonrisa inesperada y dices alguna frase corta mientras miras hacia otro lado. He intentado voltear en la misma dirección, pero no he encontrado lo que estabas viendo.

Me gusta la noche porque tiene silencio, calma y corazones rotos. El día también podría tenerlos pero suena más dramático cuando es de noche. La noche tiene sus maneras de actuar, siempre al margen de las situaciones, como escenarios para lo inesperado.

Fue una situación de lo más cotidiana. Mientras preparaba el café en la oficina tuve una especie de visión. Después cuando jugaba tenis ha pasado de nuevo. Es cuando la mente está más tranquila, no creo que se algo de peso para preocuparme.

Luego cuando caminamos de regreso a casa, tengo la impresión de que ya es otoño. El aroma del viento es muy particular en esta época del año. Muy pocos se toman el tiempo para notarlo. El viejo girasol ha desaparecido del lugar en el que solía estar. La melancolía tienes un espacio para descansar. Por alguna razón todo ha ido con más calma desde el instante en el que partimos.

26.9.12

Tu recuerdo es mi insomnio favorito

Como dreamers, pero al revés

25.9.12

La línea de la vida es cada vez más delgada.


----------Despertador------------Agua----------------Traslado-----------------Electricidad--------------Música------------Funeraria--------------------------Donas---------Tecleo Continuo----------Sonidos Diversos-----------------------------Sonidos Diversos---------------------Una Voz.

He regresado después de muchos meses a dormir en mi cama, ya no me aterra la idea de siempre. Esta vez fue bajando las escaleras, el impacto fue casi inmediato. He tenido muy seguido la sensación de estarme ahogando. La tos es lo más normal en este momento. Como pueden notar, he estado perdiendo el tiempo en nada. 


23.9.12

Tengo una caja de libros no libres.


Hay algunas leyendas en las que aun me gustaría confiar. Unas sonrisas que tendría que recordar. Nadie dijo que sería divertido siempre.  Algún amigo me ha contado sueños que ha tenido de ti. Eres más divertida en los sueños de otras personas y no tengo manera alguna de reprochártelo. Esto depende completamente de mí. Debí haberlo imaginado hace algún tiempo, mientras tu nieve se derretía. ¡No puedo creer que estés de visita en la ciudad¡ tantas aventuras y situaciones incomodas en lugares desconocidos, mientras yo me sigo atosigando con lo cotidiano de esta micro metrópoli que se creé un umbral. Mi doctor ha dicho que he tenido un avance trascendental.

Sigo teniendo esa preocupación inminente y esa pesadilla que me quiere alcanzar. En esta situación, estoy en medio del mar, sin luz y sonido alguno. Por más que lo intento no alcanzo el fondo con mis pies.

22.9.12

Sobre mi sábado


No voy a volar solo.
Eres mi silencio incomodo favorito.
El final de la línea.
Mi doble espacio.
Dejo el dedo en el renglón

21.9.12

Asueto


Me voy a adelantar a los hechos y voy a pensar que todo ha pasado. No sé qué diablos quieren escuchar de mí. Luego recuerdo algún instante incomodo de mi vida. De regreso a casa tuve una dicotomía algo estúpida al ver la luna. Sucedió que vi la luna justo a la mitad. Podría ser que mi corazón se encuentre partido en dos, pero sería ridículo.
El reloj en mi mano tan solo es una sentencia de la muerte, que cada vez está más cercana. Podría detenerme a pensar quién diablos soy yo.

20.9.12

Día cotidiano


Todos tienen historias o relatos que gustan de contarlos indefinidamente. Justo a la menor provocación, brota de sus labios la historia con detalles. Algo similar es lo que me pasa con tus historias, mis historias, las historias que sucedieron en el breve tiempo.

Por lo general la vida se la pasa llenándome de estímulos, que a la menor provocación de mi parte desembocan en imágenes de ti.Una muestra clara seria este texto, pues es miércoles, estas en medio de un olor nauseabundo y surgen situaciones fuera de mi control.

Encontré una nota tirada en la calle, que parecía cantar las aventuras de tu ausencia una noche de lluvia.

"Cuando Salí de la oficina, no tenía idea del rumbo al que me dirigía. Cruce la calle y di vuelta en la esquina. Fue una sensación de aturdimiento el dejar el clima de golpe. Cuando había pasado la segunda calle, vi un retrato de tu padre, salía muy sonriente.Al llegar a mi destino, lo recorrí completamente y escuche atento las conversaciones. No tengo idea de cómo Salí de ahí. Es gracioso que lo que tengo más presente de todo, es la cochera de la casa de enfrente."

Babe, you know me, this is alright.

18.9.12

¿Dónde estás?


Te regalo mi dualidad, que es lo único que queda después del ajetreo de la oficina. La mirada gastada. La ingenuidad ante al mundo tangente. La buena voluntad de escuchar al mundo que me rodea. Los miles de cambios que llegan a último momento. Ese silencio cuando veo las plantas. Los limones que caen en el patio mientras tratas de no hacer ruido. Los ojos castaños y cabello volátil. Un botón para adelantar lo que te sucede en la vida. De poco a poco la mañana se va volviendo serena. No soy pasado, no soy futuro. Quiero ser presente para disfrutarte. La visión del mundo que poco a poco va cambiando. Los silencios cómodos. Las voces que interrumpen llamadas. Las vueltas accidentadas mientras se camina entre las calles.  Un cambio de ideologías. Los momentos de sobresalto y de timidez extrema. Los peores momentos, como habla en el camión. Los nervios que siempre llegan. El pensamiento completo los sábados por la noche. También te doy todo mi día. Algunos breves momentos desaparecidos.

17.9.12

Domingo

Buenas Noches.

15.9.12

Estoy escuchando una canción que yo pedí


  • He estado un poco disperso. 
  • He pasado de largo entre la ciudad. 
  • El sonido de las sirenas no me deja de aturdir. 
  • De pronto son las 11:59 de un día de lluvia. 
  • Todos duermen. Falta poco. 
  • He estado pensando mucho que todo en la vida es diseño, aunque debo admitir que suena bien trillado y en cuento lo note decidí mejor que todo en la vida es química. 
  • A mí nunca se me dio la química, eso debe notarse a primera vista, no soy un galán con las chicas.