14.7.14

Terrible Shame

No puedo prometer el quererte toda la vida, ni decir que todo tendrá un final justo como se espera; apenas y puedo prometerte la continuidad de los días. Puedo prometer el odio que conlleva quererte, pues aún y cuando no se admite del todo, siempre existe un riesgo inminente, un riesgo de fuga. Una fuga constante a lo largo de la semana, que va calando mientras la fila del súper se sigue acrecentando. el cariño es un sentimiento demasiado volátil, como para basar toda nuestra relación en él. 

Quiero poder despertarme un día sabiendo que te aborrezco y salir a caminar sin una dirección definida; otros días quiero simplemente no levantarme en horas de la cama, no despegarme de la poca separación que tengo con el giro de la tierra. gastar los cinco minutos antes de salir de casa, tratar de hacer una recapitulación de cómo llegamos al momento, porque obviamente será un momento, siempre es así con las fuerzas opuestas que chocan violentamente de frente.

Podría jurar que la mancha de salsa seguía en mi playera, el alcohol se evaporaba rápidamente gracias a la fuerza del sol. el cabello estaba dentro de un orden claramente establecido por alguien distinto, pero ¿a quién le puede importar?


P.S. Disculpa el cómo me veo


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por un momento piénsatelo bien.