8.2.12

Cáncer

A lo mejor lo que sucede es que nos empeñamos en buscarle un sentido a la vida, y eso la saca completamente de contexto. Puede ser que a la vida no hay que buscarle nada, solo le basta con que la vivan y ya. Porque imagínate andarle buscando un sentido a las cosas fuera de sus contexto, sinceramente creo que sería absurdo. Podría ser algo como tú estando conmigo o yo estando contigo, porque eso está completamente fuera de nuestro contexto. Yo escuchando las excusas que sabes decir, y haciendo lo que sé hacer.  Entonces llega un momento donde uno se replantea la vida, ya sabes si fuéramos una película de acción o un comic* este sería el instante donde todo comienza a tener un sentido y luego salgo y corro por ti. Tal vez llegue mojado por la lluvia que se ha sentido en la ciudad estos días, pero está bien porque me gusta. Entonces diría algunas líneas ingeniosamente románticas algo que le diera un buen cierre a nuestra historia. O puede que esté completamente equivocado  y apenas estamos en medio,  donde la trama se vuelve más tediosa y apenas vienen los momentos esos que te hacen revalorar todo.

Luego tendré algunos ataques de pánico. No sé por qué. Caminare, caminare mucho. Comenzare a coleccionar mis boletos de camión en busca de 25 porque me gusta ese número. Me obsesionare de nuevo con el 42. Andaré por la ciudad. Tendré algunas manifestaciones físicas, como molestias en la garganta, nada fuera de lo común. Entonces algún día sucederá.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por un momento piénsatelo bien.