1.2.12

Esta no es una nota para ti. Oye esta nota es para ti.


Sabes a veces creo que todo se viene lentamente abajo. Y quiero quedarme con esa última impresión tuya. Alejándote en el camión mientras yo continúo caminando en una dirección completamente opuesta. Porque ya no hay sonrisas, ya no hay nada que pueda esperar. No nos queda el futuro, porque el futuro no existe, más bien parece algo que me acabo de inventar. Y esas tardes incomodas de decisiones vacías y lentas, las llamadas en la madrugada, la pizza en cualquier momento todo aderezado por tu voz. Lentamente no existen, porque tampoco existe el pasado, es algo en nuestro cerebro. Lo único que me importa ahora es respirar. Oye así es el presente y apenas me acostumbro a vivirlo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por un momento piénsatelo bien.