23.1.19

20/365



Creo que todo detona del hecho de querer siempre formar una banda, aunque seamos sinceros no tengo el talento para hacerlo.

así que formamos una especie de dupla colectiva, en la cual cada quien escribiera lo que le daba la gana, pero más que el escribir era esa confidencialidad, la sensación de estar involucrados hasta los hueso en algo, la lealtad que conlleva el proyecto.

Para mi eso es J.

aunque nunca he sido bueno diciendo las cosas, y tal vez no sea así .
ahora, cada uno sigue su rumbo, sus recorridos llenos de melancolía, en nosotros vienen tiempos mejores.
nos toca florecer como hierbas salvajes en las azoteas, a la espera de los primeros rayos del sol.
tocando el cielo a momentos pero atrapados.



Aún nos quedan palabras entre los dedos, el deseo de teclear, esa sensación punzante de decir lo que sea que nos pase por la cabeza-estoy hablando por ambos?- probablemente no.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por un momento piénsatelo bien.